top of page
Buscar
  • Foto del escritorDiputadosMorenaSinaloa

Minerva Vázquez se solidariza con Mariana Torres, víctima de violencia vicaria quién busca a su hija

La diputada Minerva Vázquez González reflexionó y se solidarizó con Mariana Torres, madre de Ana Lucía, una menor de tres años y seis meses de edad, con quién vivía junto a su entonces esposo en Australia. De acuerdo a su historia, su cónyuge al paso del tiempo se volvió controlador, desarrollándose una violencia emocional y física en contra de Mariana. Es por ello que le solicitó el divorcio a su pareja, lo que provocó que unos días después tomara a la niña para supuestamente visitar el zoológico, y desde ese día Mariana no volvió a verla.


“En esta Legislatura hemos trabajado arduamente los temas que vulneran aún más a las mujeres, hemos un esfuerzo por legislar y reformar leyes que permitan que las mujeres sinaloenses tengan acceso a una vida libre de violencia. Hago uso de la tribuna primeramente como feminista, mujer y madre, y agradezco la sororidad a los colectivos de mujeres que han estado apoyando el caso de Mariana”, dijo la legisladora morenista.


Relató que durante un año Mariana tuvo que buscar que las leyes del país donde radica la respaldaran, y con apoyo de organizaciones luchó hasta ganar un juicio de restitución internacional. El cual ya fue legitimado en Sinaloa. Sin embargo, añadió que pese a que hace un mes Mariana llegó a Sinaloa con la esperanza de abrazar a su hija, desde entonces el padre de Ana Lucía la tiene escondida y retenida ilegalmente.


“La madre de Ana Lucía llegó a México en busca de recuperarla, pero se ha topado con otro proceso doloroso, buscar a su hija y no lograr localizarla. El padre de Ana Lucía se niega a entregar a la menor, y según reportes, está en constante movimiento por Ahome y sus alrededores, impidiendo que Mariana encuentre a su hija. Mariana llegó a una ciudad que no conoce, en la cual ha recorrido las calles preguntando si alguien ha visto a su hija, pegando fichas de búsqueda por todos los rincones, dando la cara ante los medios de comunicación en un intento de que su hija regrese a ella”, lamentó Minerva Vázquez González.


Señaló que en muchas ocasiones la violencia vicaria pasa inadvertida, al normalizarse socialmente estas conductas, que dejan un daño psicológico, emocional y desgastan a las mujeres que son víctimas de este tipo de violencia. Siendo lastimadas a través de sus hijos e hijas, donde los menores son usados como un medio de castigo para las madres. Un ciclo repetitivo, lleno de incertidumbre y límites sobrepasados.


“Pero hoy, en este pleno quiero recordarle a todo aquel agresor que ejerce este tipo de violencia, que en Sinaloa la violencia vicaria ya es un delito, por el cual se puede imponer de tres a ocho años de prisión. Porque las mujeres merecemos una vida sin violencia, en la cual nuestros hijos e hijas no sean utilizados para causarnos dolor y sufrimiento en busca de coaccionar o castigar nuestras decisiones. Hoy pido empatía para Mariana, y que con nuestro de madres e hijas, le ayudemos a encontrar a Ana Lucía”, concluyó la morenista.




7 visualizaciones0 comentarios

Comentários


bottom of page