Buscar
  • DiputadosMorenaSinaloa

Terminar con la violencia contra los niños y las niñas, un reto ineludible: morena

La diputada Felicita Pompa Robles, integrante del Grupo Parlamentario de morena, tomó la tribuna este jueves con motivo de la conmemoración del Día de las Niñas y los Niños el pasado 30 de abril, y aseguró que es imperante acabar con todas las formas de violencia que se han venido acentuando en los últimos años en su contra, para asegurarles una infancia plena, tranquila y feliz, en el ejercicio pleno de sus libertades y sus derechos humanos.


Recordó que fue en 1924, cuando en México se instituyó 30 de abril como el día del niño, siendo presidente de la República el General Álvaro Obregón, decisión tomada con el fin de reafirmar los derechos de las niñas y los niños, y así crear una infancia sana y feliz, para su desarrollo pleno e íntegro como ser humano.


“La niñez esta lamentablemente viviendo una etapa muy triste, ya que la violencia contra las niñas, niños y los adolescentes ha incrementado año con año, si bien es cierto la pandemia que atravesamos ayudó al incremento de estas cifras, pues el confinamiento potenció la violencia intrafamiliar; es necesario reafirmar que este gobierno de transformación está trabajando para que no haya una sola niña, niño o adolescente víctima de la agresión, del abuso, del abandono o del maltrato”, expresó Felicita Pompa Robles.


Afirmó que es primordial que se les respeten y garanticen sus derechos fundamentales a cada niña, niño y adolescente para que todos tengan acceso a la educación y a las oportunidades de tener una vida libre y plena.


“El Día de la Niña y el Niño nos permite hacer una pausa y reflexionar sobre la importancia de redoblar nuestros esfuerzos para reivindicar sus sueños y esperanzas, y que las políticas públicas garanticen una sociedad más justa y más equitativa”, señaló la legisladora.


Consideró que es importante En ese sentido, fortalecer las instituciones responsables de implementar el Sistema de Protección Integral de la Niñez, en particular el SIPINNA como ente rector de las políticas públicas en materia de niñez y adolescencia. Avanzar hacia políticas públicas por ciclos de vida que prioricen la primera infancia y el periodo adolescente y sean respaldadas con los recursos financieros y técnicos necesarios, así como fortalecer la coordinación entre instituciones garantes de derechos en materia de salud, educación y protección cada vez con mayor calidad.


“Es imperante eliminar la normalización de las diversas formas de violencia como el abuso sexual o el maltrato y el trabajo infantil, y seguir promocionado el involucramiento y participación de los adolescentes en la toma de decisión de los programas y políticas que les afectan, y potenciar sus voces y capacidad de organización”, aseguró la morenista.


La diputada observó que otro gran reto es garantizar el ejercicio pleno de sus derechos a las niñas y los niños indígenas, así como a aquellos de familias en extrema pobreza, campos agrícola, desplazados o con capacidades diferentes.


Para ello rescató que se debe priorizar la inversión y políticas de primera infancia como una ventana de oportunidades para reducir la mortalidad materno-infantil, promover la lactancia materna, desarrollar programas de pautas de crianza positivas y promover el desarrollo integral del niño. Acelerar esfuerzos para garantizar una educación inclusiva, pertinente y de calidad que propicie la materialización de las aspiraciones de niños, niñas y adolescentes y de esa forma no correr el riesgo de perder generaciones enteras por la exclusión educativa.

Es también, de acuerdo a la UNICEF, un deber del estado el proteger a las niñas, niños y adolescentes contra toda forma de violencia, mediante adecuaciones legales, servicios de calidad e inclusivos, y programas de empoderamiento, así como fortalecer el rol de las familias y de los cuidadores para lograr cambios de normas sociales que contribuyan a la erradicación de prácticas como el castigo corporal y el trabajo infantil.


“En nuestro ámbito, estamos llamados a actualizar la legislación a fin de garantizar la prohibición de uniones tempranas de personas menores de edad, como ya se hizo en Sinaloa, así como también incorporar a las niñas, niños y adolescentes en las leyes sobre los derechos de los usuarios del sistema de salud, garantizando su derecho a ser escuchados y el cumplimiento del derecho a realizar consultas médicas de manera confidencial”, manifestó la morenista.


“Sin duda, el pasado jueves con la celebración del Parlamento Infantil pudimos ser testigos del sorpréndete valor, la pasión y la energía con la que hablaron las y los niños que ocuparon esta misma tribuna para exigir una vida libre de violencia, el respeto a los derechos humanos y la libertad de vivir una niñez plena, segura y feliz. Mis niñas y niños, no se dejen arrebatar sus sueños, sus ilusiones, luchen siempre por alcanzar eso que quieren, no importa cuán alto esté, porque entre más grande es el reto, mayor es la satisfacción del que lo alcanza”, concluyó Felicita Pompa Robles.




7 visualizaciones0 comentarios